Marketing Digital

Demanda de servicios digitales en Perú crece más de 300% durante la cuarentena

Comprasservicios digitales Perú
Escrito por Franco Bravo Tejeda

Entre los servicios digitales más demandados incluyen el streaming, cursos virtuales, comercio electrónico o compra de software, entre otros, según ESET Perú.

La demanda de servicios digitales se ha incrementado en más de 300% en el país, durante la cuarentena ordenada a raíz del coronavirus, según ESET Perú.

Estos servicios incluyen el streaming, cursos virtuales, e-commerce o compra de software, entre otros, informó el gerente general de la compañía, Jorge Zeballos.

[Lee también: Ecommerce en Perú creció 131% en mayo y anota el mayor crecimiento en la región]

Estamos hiperconectados y las personas buscan diferentes formas de sobrellevar el aislamiento y la inmovilización social; la gran parte de la población elige, por ejemplo, el uso de servicios de streaming para ver películas o escuchar música como forma de entretenimiento”, explicó.

Esto se evidencia en el incremento de las suscripciones a páginas webs de retransmisión en directo, entre las más populares, Netflix con su formato de video, y Spotify con su plataforma de audio.

Suplantación de identidad

Cada vez son más las personas que deciden compartir con amigos o familiares el usuario y contraseña de plataformas de video u otros servicios digitales, con la idea de ahorrar dinero.

[Lee también: Gamarra, Polvos Azules y Las Malvinas regresarán en junio vía ecommerce ]

ESET advierte que este método puede ser peligroso debido a la reventa de cuentas, ya que brinda la oportunidad a cibercriminales que pueden reactivar cuentas canceladas.

Por otro lado, Zeballos también alerta sobre el crecimiento de la demanda por estas cuentas de servicios digitales de ‘bajo precio’, que “ha llevado a inescrupulosos a utilizar plataformas comerciales para publicitar y vender de forma ilícita”.

Conoce al autor

Franco Bravo Tejeda

Jefe de Comunicaciones de la Cámara Peruana de Comercio Electrónico (CAPECE). Cuando no escribe contenido asombroso, Franco está leyendo lo último en marketing digital, comercio electrónico y tendencias de redes sociales. Obsesionado por el manga, arte y el metal. Alimentado por café, da riendas sueltas a la creatividad.